20 octubre 2006

Animaladas rusas

Mientras investigan en Rusia si el Rey Juan Carlos cazó en agosto un oso borracho (el oso, no el rey), el Presidente de Rusia, Vladimir Putin, llama al primer ministro de Israel, Ehud Olmert y le dice:

Transmítanle mis saludos a su presidente ¡Vaya machote! ¡Violar a una decena de mujeres! No lo esperaba de él. Nos ha sorprendido a todos. Todos le tenemos envidia.

Las acusaciones que se ciernen sobre su homólogo israelí, Moshé Katzav, son de dos delitos de violación de funcionarias, tres o cuatro de agresión sexual, acoso, prevaricación, obstrucción a la justicia, escuchas telefónicas a sus funcionarios, malversación de fondos públicos y violación de la confianza.


1 comentario:

gonzo dijo...

Como diría Don Pantuflo: "¡Cómo está el mundo, facundo!